Cuando pensamos en invitadas, casi siempre se nos olvidan las mamás de la novia o las madrinas, porque juegan una liga superior. Pero La novia indie ¡también esta hecha para ellas!

¿Por qué no regalarles un tocado molón a juego con la novia? ¿O totalmente distinto? Incluso aunque la novia en este caso decida llevar otro tipo de complemento (o ninguno), ¿por qué no regalarles algo más atrevido?

Las madres por lo general nos enseñan tanto a lo largo de nuestras vidas ¡y nunca dejan de sorprendernos! Que se lo debemos.

La novia indie también sueña con llegar a todas madres del mundo.

Cuando hablamos de las mujeres a las que nos dirigimos en nuestro Manifiesto, no podéis negar que veis reflejada a vuestras mamis en estas palabras. Porque de un modo u otro, nuestras madres, antes que madres son mujeres. Pero el hecho de ser madres hace que ciertos valores y parte de su personalidad pase a un nivel superior. Que levante la mano la que piense que su madre es una mujer fuerte, alegre, segura, que sabe reírse de sí misma (a veces no queda otro remedio que hacerlo).

No importa si no ha salido de su pueblito en toda la vida o si ha viajado por todo el mundo, tiene mucha experiencia en la vida y siempre tiene alguna historia que contarnos y de la que podemos tomar nota.

Cuantas madres que no encajan en el «ideal de madre», la «madre perfecta», la «supermamá», pero que, aun así, luchan cada día por intentar ser un poco mejores. Exactamente como tú y como yo. Mujeres que nos aportan luz, cariño y el brazo entero cada vez que lo necesitamos, incluso antes de que ni nosotras mismas sepamos que vamos a necesitar su ayuda.

Cuando llegue una fecha especial, ya sea porque te casas o porque sea su cumpleaños. O quizás porque quieres mostrarle tu cariño así porque sí, o como forma de celebrar un nuevo logro que haya alcanzado. Sea por el motivo que sea, no lo dudes, regálale La novia indie.

Deja un comentario